Chemocare.com

Cuidado durante la quimioterapia y más allá
presentado por Chemocare.com

Examen de la función tiroidea


¿Qué hace la glándula tiroides y qué es el examen de la función tiroidea? 

La glándula tiroides contribuye en forma importante a nuestro metabolismo y el funcionamiento del cuerpo. La tiroides controla el metabolismo o la energía derivada de los alimentos que se ingieren y mantiene la temperatura corporal normal y el ritmo cardíaco. El apetito y el sistema digestivo también son afectados por la glándula tiroides.

La glándula tiroides está ubicada en el medio del cuello y es también importante para el desarrollo muscular y óseo, así como para el funcionamiento normal del cerebro y del sistema nervioso.

Existen muchas hormonas tiroideas. Cada una tiene un trabajo diferente. Todo comienza con el yoduro, una substancia que usualmente se encuentra en la sal de mesa.

El yoduro que se ingiere es absorbido por la glándula tiroides. Así comienza un proceso hormonal complejo:

  • Una vez convertido a yodo, se forma la hormona T4 sérica (llamada tiroxina).
  • La hormona tiroxina se convierte en una hormona más potente y activa: la T3 sérica (sangre). También se denomina triiodotironina. Estas hormonas, T4 y T3, circulan por el cuerpo y regulan el metabolismo.
  • La FT4I (índice de tiroxina libre) es un análisis para medir la función tiroidea. .  
  • Hay varios análisis para evaluar el funcionamiento de la glándula tiroides.
  • La hormona estimulante de la tiroides (TSH) es el análisis que más solicita el médico si considera que su glándula tiroides no funciona correctamente. Una glándula, la pituitaria, secreta TSH. La TSH toma el yoduro del torrente sanguíneo y lo lleva a la glándula tiroides para producir la hormona tiroidea.
  • Si tiene un nivel anormalmente alto o bajo de TSH, el médico puede solicitar un análisis de T3 sérico (en sangre), T4 sérico o FT4I. Aunque hay muchos otros análisis que se pueden realizar, éstos son los más comunes para el diagnóstico de hipertiroidismo o hipotiroidismo; y los indicadores más específicos del funcionamiento de la glándula tiroides..
  • Basándose en sus síntomas y los valores de laboratorio de los análisis de la función tiroidea, el médico puede decidir si tratar o no la enfermedad, ya sea hipertiroidismo o hipotiroidismo.
  • En casos de hipertiroidismo, el nivel de TSH disminuirá, debido a que hay mucha hormona tiroidea en la sangre. Los niveles de TSH disminuirán si:
  • tiene hipertiroidismo por enfermedad de Grave. Ésta es la causa más común de hipertiroidismo. Por muchas razonas, el cuerpo está produciendo demasiada hormona tiroidea.
  • la glándula tiroides es demasiado grande o puede tener un tumor que produce demasiadas hormonas tiroideas.
  • la tiroides está infectada o inflamada y produce demasiada hormona tiroidea.
  • la glándula tiroidea está lesionada o se la quitaron. En este caso deberá tomar hormonas tiroideas de reemplazo; y la dosis puede resultar ser muy alta.
  • en casos de hipertiroidismo (HIPOTIROIDISMO???), el análisis de la función tiroidea (TSH) disminuirá debido a que no hay suficiente hormona tiroidea en la sangre. Los niveles de TSH aumentarán si:
  • la glándula tiroides no funciona como debería
  • la glándula tiroides está infectada o inflamada, como en la tiroiditis de Hashimoto o tiroiditis autoinmune. Esto ocurre cuando, por alguna causa desconocida, el sistema inmune del cuerpo ataca a la glándula tiroides. La función tiroidea también suele evaluarse después del embarazo.
  • le quitaron la glándula tiroides y no está tomando la cantidad suficiente de hormona para reemplazar la hormona tiroidea normal que perdió, lo que resulta en niveles de TSH elevados.
  • la glándula tiroidea puede estar dañada.
  • la ingesta de yoduro en la dieta es muy alta o muy baja. Demasiado yoduro suprimirá la producción de hormonas.
  • ciertos medicamentos, como el litio (para una enfermedad psicológica llamada trastorno bipolar) o amiodarona (para anormalidades del ritmo cardíaco) pueden causar niveles bajos de TSH o hipotiroidismo. El uso prolongado de talidomida, un medicamento que se utiliza en muchas formas de cáncer para impedir la formación de arterias y venas en el tumor (antiangiogénesis), puede causar hipertiroidismo.
  • La radiación en el área del cuello puede causar hipotiroidismo (como en cáncer de cabeza y cuello)

Niveles normales de las hormonas tiroideas en los análisis de la función tiroidea:             

Nieles normales de hormonas tiroideas*
     TSH de 0,5 a 5,0 mU/L
     T3 de 95 a 190 ng/dl
     T4 de 5 a 11 µg/dl
     FT4I 6.5-12.5
*los valores normales pueden variar según el laboratorio


¿Cuáles son algunos síntomas de hipotiroidismo e hipertiroidismo que se deben tener en cuenta?
  • Ante una tiroides hiperactiva (hipertiroidismo), podrá notar los siguientes síntomas:
    • Pérdida de peso, cambios en los ojos o en la visión
    • Palpitaciones, latidos cardíacos rápidos, temblores, sudoración, bochornos
    • Diarrea, anormalidades estomacales e intestinales, ansiedad
    • Insomnio (problemas para dormir), fatiga, debilidad o pérdida de cabello
    • Puede tener bocio, que es una glándula tiroidea grande
  • Ante una tiroides hipoactiva (hipotiroidismo), podrá notar los siguientes síntomas:
    • Pérdida de peso, fatiga, depresión, baja concentración, olvido
    • Ronquera, sentirse friolento o débil, pérdida de cabello, piel seca, cara redondeada (presente en hipotiroidismo severo), cosquilleo en manos/pies
    • Colesterol alto, constipación, períodos menstruales irregulares o abundantes en mujeres premenopáusicas, libido baja o infertilidad.

Qué puede hacer acerca de los trastornos de la tiroides:

Si nota cualquiera de estos síntomas, visite a su médico. El diagnóstico de hipotiroidismo o hipertiroidismo incluyen una historia (su historia familiar de salud para ver si esta en riesgo), examen físico y análisis de la función tiroidea. Algunas veces, también se puede solicitar una ecografía de la glándula tiroides. Hay tratamiento para cada enfermedad. Siga todas las instrucciones del médico respecto a los análisis de laboratorio y según los resultados, la atención requerida para tratar su enfermedad. .

  • Haga ejercicio. Como parte de su rutina, salga a caminar todos los días, solo, con un amigo o un familiar. Hasta el caminar despacio o la actividad aeróbica moderada pueden ayudarlo a promover el flujo de oxígeno a los pulmones y la sangre (oxigenación) y hacerlo sentir mejor.
  • Siga una dieta equilibrada. En general, aumente la ingesta de frutas frescas y vegetales. Limite la ingesta de grasas. Coma carbohidratos (como azúcares y pastas) con moderación.
  • Infórmele al médico y a los miembros del equipo médico que le está atendiendo de cualquier medicamento que esté tomando (incluso medicamentos de libre venta, vitaminas o remedios a base de hierbas), ya que estos pueden interactuar con otros medicamentos.
  • Dígale a su médico si tiene historia de diabetes, enfermedad hepática, renal o cardiaca.
  • Manténgase bien hidratado. Beba de dos a tres litros de agua por día, a menos que le indiquen lo contrario.
  • Si experimenta síntomas o efectos secundarios con la terapia, especialmente si son severos, trátelos con su médico o algún miembro del equipo médico que le está atendiendo. Ellos pueden recetarle medicamentos y/o sugerir otras alternativas efectivas para el manejo de estos problemas.
  • Asista a todas sus citas.

Medicamentos que el médico puede recetar para tratar el hipotiroidismo o el hipertiroidismo:

Si tiene una tiroides hiperactiva (hipertiroidismo) su médico le podrá recetar:

  • Medicamentos para disminuir los niveles de hormona tiroidea, que pueden incluir Metimazol (Tapazole®) o propiltiouracilo (PTU). Estas píldoras se toman una vez al día para disminuir la producción de la hormona tiroidea. Deberá tomarla a la misma hora cada día, durante un año o más.
  • Propranolol: éste es un medicamento para tratar el hipertiroidismo. También se utiliza para tratar problemas cardíacos, incluso palpitaciones, para disminuir el ritmo cardíaco en reposo.
  • Si está tomando cualquiera de estos medicamentos, debe seguir las recomendaciones del médico, acudir a las citas para ver su progreso y respetar los horarios cuando debe tomar los medicamentos.

Si tiene una tiroides de baja actividad (hipotiroidismo) el médico le podrá recetar:

  • Levotiroxina: Ésta es una forma sintética de una hormona que normaliza el funcionamiento de la tiroides. Se administra en píldoras. Es posible que no vea cambios en los síntomas durante 3 a 6 semanas. Estas píldoras las puede tomar una vez al día, con o sin las comidas.
    • Deberá hacerse análisis periódicos de la función tiroidea para evaluar particularmente los niveles de TSH y ver la efectividad de la dosis. Según su condición y el diagnóstico, el médico le dará un horario de tratamiento adecuado para su caso.
    • Existen muchas interacciones de medicamentos con la hormona tiroidea. Infórmele a su médico qué medicamentos está tomando.

Cuándo llamar al médico:

  • Fiebre de 38 ºC (100,5 ºF), escalofríos, dolor de garganta (posibles signos de infección) si recibe quimioterapia.
  • Falta de aire, malestar o dolor de pecho; la inflamación de sus labios o garganta debe ser evaluada de inmediato.
  • Si siente que el corazón late muy rápido (palpitaciones)
  • Ante cualquier erupción en la piel, especialmente si ha cambiado de medicamentos últimamente
  • Ante cualquier inflamación no usual en sus pies o piernas
  • Aumento de peso de más de 1,5 kg a 2,5 kg en una semana.

Volver a la lista de Anormalidades en el análisis de sangre

Nota: Le recomendamos que hable con médico acerca de su condición y su tratamiento. La información que se presenta aquí es sólo con fines prácticos y educativos, y no reemplaza la opinión de su médico.