Chemocare.com

Cuidado durante la quimioterapia y más allá
presentado por Chemocare.com

Hipocalcemia (niveles bajos de calcio)


¿Qué es la hipocalcemia?

La hipocalcemia es un desequilibrio electrolítico con un nivel bajo de calcio en la sangre. El valor normal del calcio en los adultos es de 4,5 a 5,5 mEq/L.

El calcio es importante para tener huesos y dientes saludables, así como para el normal funcionamiento de los músculos y nervios. Los niveles normales de calcio en sangre se mantienen a través de la acción de la hormona paratiroidea (HPT), los riñones y los intestinos.

Si los resultados de los análisis de sangre muestran hipocalcemia, el médico podrá evaluar también el nivel de albúmina. Si la albúmina es baja, el nivel de calcio debe ser corregido. El nivel de calcio corregido será mayor si la albúmina es baja.

¿Qué causa la hipocalcemia?

Existen muchas causas de hipocalcemia, entre ellas:

  • Déficit de Vitamina D
  • Insuficiencia renal crónica
  • Déficit de magnesio
  • Alcoholismo
  • Tratamiento con bifosfonatos: medicamentos para tratar niveles altos de calcio en sangre o píldoras para tratar la osteoporosis.
  • Ciertos tipos de leucemia o trastornos sanguíneos
  • Una complicación de la quimioterapia es el síndrome de lisis tumoral. Esto ocurre cuando la quimioterapia rompe las células tumorales rápidamente y esto puede causar hipocalcemia, hiperkalemia (altos niveles de potasio) y otras anormalidades electrolíticas en sangre. La hipocalcemia es un problema muy serio que el médico deberá controlar y después vigilar de cerca durante un tiempo.
  • Los medicamentos como los diuréticos, los estrógenos, la terapia de sustitución, los fluoruros, la glucosa, la insulina, el uso excesivo de laxantes y el magnesio también pueden causar hipocalcemia.
  • Ciertos componentes de la dieta como cafeína, fosfatos (encontrados en gaseosas) y ciertos antibióticos pueden dificultar la absorción de calcio.
  • Por otro lado, la vitamina D ayuda al organismo a absorber el calcio.

¿Cuáles son los síntomas de hipocalcemia que se deben tener en cuenta?

  • El signo más común de hipocalcemia es "irritabilidad neuromuscular". La función de los nervios y músculos está directamente relacionada con los niveles de calcio en la sangre. Un déficit de calcio puede resultar en espasmos o fasciculaciones.
  • Si los resultados de los análisis de sangre indican hipocalcemia, podrá notar calambres musculares en las piernas o en los brazos.
  • Los síntomas de hipocalcemia dependen de la velocidad (rápida o lenta) en que se produce la caída de los niveles de calcio en la sangre.
    • Ante niveles prolongadamente bajos de calcio en sangre es posible que no tenga síntomas de hipocalcemia o solo note entumecimiento y escozor en los dedos.
    • Sin embargo, con una caída brusca o repentina en el nivel de calcio en sangre, es posible que note más temblores.
  • Con niveles de calcio en sangre levemente bajos, es posible que note entumecimiento y escozor en los dedos.
  • Con una hipocalcemia un poco mas baja puede notar que está deprimido o más irritable.
  • Con niveles de calcio en sangre muy bajos habrá confusión o desorientación. Su corazón puede tener palpitaciones o contracciones irregulares.

Qué puede hacer para la hipocalcemia:

  • Si los resultados de los análisis de sangre indican hipocalcemia, deberá ingerir la cantidad suficiente de calcio. La ingesta diaria de calcio recomendada para la salud ósea se basa en la edad y la raza. Si usted es:
    • Hombre, de 25 a 65 años de edad: ingiera 1.000 mg de calcio por día.
    • Hombre, de más de 65 años de edad: ingiera 1.500 mg de calcio por día.
    • Mujer, de 25 a 50 años de edad: ingiera de 1.000 a 1.200 mg de calcio por día.
    • Mujer, de más de 50 años de edad: ingiera 1.500 mg de calcio por día.
  • El calcio, en cualquiera de sus formas, necesita vitamina D para ser absorbido. Ingiera entre 400 y 800 mg de vitamina D con sus suplementos de calcio cada día, para asegurarse de que el calcio que toma es absorbido.
  • Para aumentar la ingesta de calcio, escoja sus alimentos prudentemente.
    • Verduras (col y col rizada)
    • Sardinas y salmón (con huesos)
    • Frijoles rojos
    • Algas
  • Productos lácteos que contienen más calcio:
    • 5 litros de leche o yogurt brindan 300 mg de calcio.
    • 30 gr de queso cheddar brindan 200 mg de calcio.
    • 113 gr de tofu brindan 250 mg de calcio.
  • Muchos cereales, jugos de naranja y otros alimentos están fortificados con calcio. Lea las etiquetas de los alimentos cuidadosamente.
  • Si no ingiere la cantidad necesaria de calcio durante la hipocalcemia, especialmente si ha tomado esteroides para su enfermedad que pueden causar "adelgazamiento óseo", estará en riesgo de tener complicaciones de pérdida ósea (osteoporosis) a largo plazo. También, tendrá más riesgos de sufrir fracturas, escoliosis y pérdida de altura.
  • Hable con su médico para ver si la terapia de sustitución de calcio es adecuada para usted.

Medicamentos que el médico puede recetar para la hipocalcemia:

  • Como con la mayoría de los desequilibrios electrolíticos, el tratamiento de la hipocalcemia se basa en corregir la causa. Si hay una disfunción en el sistema endocrinológico u hormonal, es posible que lo deriven a un endocrinólogo para el tratamiento. Si se debe a medicamentos o tratamientos, deben ser modificados o suspendidos, de ser posible.
  • Con niveles extremadamente bajos se puede solicitar una infusión de calcio.
  • Si le recetan píldoras o suplementos de calcio. Siga las instrucciones del médico.
  • Si tiene niveles de calcio en sangre levemente reducidos, se puede recomendar aumentar la ingesta de calcio (ver más arriba).

Cuándo llamar al médico:

Si tiene los siguientes síntomas, consulte a su médico:

  • Aumento de la frecuencia urinaria, dolor al orinar, pérdida de peso.
  • Si nota síntomas de niveles bajos de azúcar en sangre, como temblores, sudoración y cansancio.
  • Si desarrolla signos de confusión.
  • Falta de aire, dolor de pecho o malestar; la inflamación de los labios o de la garganta debe ser evaluada de inmediato, especialmente si comenzó con un medicamento nuevo.
  • Si siente que el corazón late rápidamente o si siente palpitaciones.
  • Náuseas que afectan la capacidad de comer y no se alivian con medicamentos recetados.
  • Diarrea (de 4 a 6 episodios en 24 horas) que no se alivia con medicamentos antidiarreicos ni con una modificación en la dieta.

Nota: Le recomendamos que hable con su médico acerca de su condición y su tratamiento. La información que se presenta aquí es sólo con fines prácticos y educativos, y no reemplaza la opinión de su médico.

.